La empresa inició la producción del nuevo modelo Kicks. La armadora japonesa Nissan espera aumentar la producción automotriz en México hasta las 900 mil unidades anuales hacia 2017, gracias a la expansión de la planta A1 en el estado de Aguascalientes.

Una vez que culminen las obras, Nissan podría ampliar 26 por ciento su capacidad de operación y armar un total de 103 vehículos por hora, lo que duplicaría el promedio de la industria en el país, que actualmente es 49 vehículos por hora.

El vicepresidente de la empresa, Armando Ávila, apuntó que se han invertido más de 255 millones de dólares para ampliar la capacidad de producción en Aguascalientes. En la actualidad, se producen 4 modelos en la planta, y este miércoles comenzó la producción de un modelo adicional, el Kicks.

“Con esto proyectamos que al iniciar la producción, nuestra planta Compas (la alianza entre Nissan y Daimler para armar autos de lujo), tendrá una capacidad de hacer autos que superará el millón de unidades para 2019”, explicó Ávila.

Dicha planta, la cuarta en el país para la japonesa, producirá automóviles de Mercedez Benz e Infiiti, y se espera que su construcción concluya en 2018.

Con información de El Financiero

Share This