Para los amantes del whisky, la ciudad de Edimburgo será la sede de la nueva atracción de Johnnie Walker: un centro turístico que dará cuenta de los artesanos, la historia, y los procesos por los que pasa la bebida destilada.

Diageo, la compañía líder mundial en el segmento de bebidas alcohólicas premium, actualizará su red de 12 destilerías. La idea es crear una nueva generación de atracciones, donde los visitantes podrán conocer la destreza y la experiencia de los Master Blenders del whisky más vendido en el mundo.

Durante el recorrido se podrán conocer las variantes de sabor, el arte de mezclar y los métodos para la elaboración de cada una de las etiquetas.

La inversión de Diageo para el centro turístico será de 150 millones de euros en los próximos tres años. Cabe destacar que será el programa más grande en la historia dentro del sector turístico de Escocia, dirigido a los apasionados del scotch y también a las  nuevas generaciones de aficionados de esta bebida.

Otro de los objetivos del recorrido es acercarse al cumpleaños 200 de Johnnie Walker en 2020; por lo que también está planeado crear un programa de becas y tutorías para jóvenes empresarios, lo que alentará a una nueva generación a desarrollar ideas en empresas exportadoras globales.