De acuerdo con estadísticas de la CONDUSEF, diciembre es uno de los meses preferidos por los estafadores y ciber-defraudadores ya que hay mayor movimiento de dinero a través de transferencias, pago de impuestos, las compras por internet, el pago de servicios, aguinaldos, etc.

Ante esta situación, lo primero es aumentar las medidas de seguridad en el manejo de tus datos personales y, por ello te presentamos algunas acciones en tu vida diaria para proteger tus finanzas:

  • No proporciones información personal en llamadas telefónicas o correos electrónicos sin antes verificar su procedencia.
  • Ten cuidado al introducir tus datos bancarios en cualquier sitio web, toma tu tiempo y asegúrate que la página comienza con m y que contenga un candado cerrado en el lado superior derecho de la barra de direcciones.
  • No confíes en páginas que ofrecen productos demasiados baratos, ya que se puede tratar de algún fraude.
  • Si compras por internet, revisa las opiniones de otros compradores respecto al vendedor y siempre guarda todos tus comprobantes.
  • Al realizar transacciones bancarias, no utilices computadora o redes públicas.
  • Si ya fuiste víctima de fraude, contacta a las instituciones financieras con quien tienes productos contratados para informar sobre la situación y evitar más daños. También es importante que acudas al Ministerio Público para levantar un acta.
  • En caso de pérdida o robo de identidad, informa de inmediato a las instituciones correspondientes para evitar que sean utilizadas para delinquir.
  • Monitorea de manera frecuente tus cuentas para evitar posibles sorpresas y trata de cambiar tus contraseñas cada mes. 
Share This